sábado, octubre 25, 2008

6 cosas sin importancia que me hacen feliz

Bueno, partiendo de que todo lo que me hace feliz, precisamente por eso, tiene importancia, trataré de responder a esto que me llega de la encantadora señorita Chú:

En estricto desorden de preferencia, éstan son algunas...

1. Una sobremesa con amigos hablando de temas diversos.

2. Encontrarme un correo personal o una llamada que no esperaba.

3. Que me despierte el sol entrando por la ventana cuando he dormido suficiente.

4. Que me despierte un beso aunque no haya dormido lo suficiente.

5. Leer por la noche cuando todo el mundo duerme.

6. Un paseo por el Parque de la Cabecera.


Y paso este meme a todos los que habéis comentado algo en este blog en las últimas semanas, excepto a los que ya lo hayan hecho.

A pensar!

lunes, octubre 13, 2008

La ley innata

1. ¿Fantasía o realidad?

En el festival de Sitges, celebrado recientemente, durante la proyección de la película gore francesa Martyrs, hubo una ambulancia en la puerta. Se dice que mucha gente salió de la sala, visiblemente afectados. No me acabo de creer esto, pero estoy deseando ver la película.

En ese mismo festival, Surveillance, obra de Jennifer (la hija de) Lynch ha sido premiada como mejor película. Ojalá siga el camino del padre y haga películas igual de raras, incomprensibles y atractivas.

2. Dudas existenciales

Ya llevamos 3 semanas de clase, y aunque no estoy tan hastiado como al final de curso, inevitablemente me aburro y me distraigo pensando en cualquier cosa. A ver si alguien sabe esto. ¿Las mujeres nacidas en Hamburgo... son hamburguesas? Y en ese caso, cuál es la media naranja de una hamburguesa? Una salchicha? De los condimentos ni hablamos...

3. El mundo está mal condicionado*

El día en que supe que un cinturón de Cavalli podía costar 15000 pesetas, descubrí dos cosas. Que el tal Cavalli era un diseñador de moda y que había gente dispuesta a gastarse su dinero, 15000 de sus muchas o pocas pesetas ¡en un cinturón!

(*Un problema mal condicionado, en matemáticas, es aquel para el cual una pequeña perturbación en los datos de entrada provoca grandes errores en los datos de salida)

4. Publicidad engañosa

Me parece de sinvergüenzas publicar una oferta "consigue un ordenador portátil por 99 euros" y que en la letra pequeña (esa para la cual casi todos los mayores de 50 años necesitan ponerse las gafas o afinar mucho la vista) ponga que tienes que estar 2 años contratando internet con las condiciones que ellos te ponen, de manera que el precio final, mínimo, es de 1056 euros. O sea, que de ahorro nada. Se critica mucho la publicidad subliminal, pero creo que es peor esto: el timo de la estampita sin cortarse un pelo.

5. El coche de la plas (un título de lo más ochentero...)

Una vez casi me llevo por delante un coche de la policía. Y además, se disculparon conmigo (todo un detalle). Fue una situación de lo más curiosa. Al parecer, la policía iba siguiendo a un tipo que caminaba por la acera izquierda, en una doble avenida. Circulaban por el carril central y yo por el izquierdo. De repente empezaron a perder velocidad... y como si no hubiera nadie, giraron a la izquierda. Pero tan lentamente, que se quedaron justo delante de mí, cruzados. Pegué un frenazo, se oyó el chirrido, me enganché al claxon... y el que conducía se disculpó y agachó la cabeza.

6. Videoclubs independientes

He leído que, mientras los videoclubs de cine comercial van cerrando uno tras otro, en Valencia hay varios videoclubs de cine de culto, independiente, etc. que resisten sin problema. Será porque ofrecen algo diferente, o por lo que sea. Me alegro. Iré a visitar alguno de ellos.

7. Salvajes

(Escribo esto a raíz de la polémica generada en el último Espanyol - Barcelona. Hay muuucho que hablar acerca del vandalismo en el fútbol, pero hoy vengo a comentar un aspecto en concreto.)

A estas alturas, me preocupa poco que a un futbolista le llamen durante un partido "negro de mierda" o le insulten de cualquier otra manera. Tengo claro que lo hacen para desestabilizar, aunque ello no quita que entre ellos haya muchos racistas.
Pero una vez, al menos una, esa barrera se rompió. Cuando Pedja Mijatovic, tras dejar el Valencia y fichar por el Real Madrid, visitó Mestalla con su nuevo equipo, el público acabó coreando aquello de "se va a morir, se va a morir, el hijo de Mijatovic..." Hay límites que nunca jamás deberían sobrepasarse. Aquí un ejemplo.

8. De cine

Siempre supe que ella era una mujer de película, aunque no tenía claro de cual. Siempre supe que en su mente, como yo en la mía, se imaginaba diciendo frases de cine. A veces la vida es como una película, y el cine permite tomarse ciertas licencias. Y soñar. Despiertos.

9. La ley innata**

**innato, ta. adj. Dicho de cosa: Natural y como nacido con la persona.

Ni siquiera las leyes innatas son inamovibles. Hay voluntades que todo lo mueven...

sábado, octubre 04, 2008

Y el amor... (Joan Manuel Serrat)

El milagro de existir,
el instinto de buscar,
la fortuna de encontrar,
el gusto de conocer.

La ilusión de vislumbrar,
el placer de coincidir,
el temor a reincidir,
el orgullo de gustar.

La emoción de desnudar
y descubrir, despacio, el juego.
El rito de acariciar prendiendo fuego,

la delicia de encajar y abandonarse,
el alivio de estallar y derramarse.
Y el amor...